POR QUÉ LA DISPOSICIÓN DE LOS NÚMEROS DE LAS TECLAS EN EL TECLADO NUMÉRICO DEL ORDENADOR O PC, ES DIFERENTE A LAS DEL TELÉFONO

Texto e ilustraciones José A. García Álvarez

Si observas la disposición que tienen los números en el teclado numérico del ordenador o PC, verás que no coinciden con la disposición que tienen en los teléfonos digitales. Aunque ambos teclados están formados por tres filas de números, con tres teclas cada una, la disposición en el teclado del ordenador comienza por “1, 2 y 3”, de izquierda a derecha, colocados en la fila inferior y termina con el “7, 8 y 9” en la fila superior, mientras que en los teléfonos el orden es inverso, es decir, las teclas “1, 2 y 3”, igualmente de izquierda a derecha, están colocadas en la fila superior y continúan siguiendo el orden numérico hasta terminar en el “9” en la fila inferior. No obstante, en los dos tipos de teclados el “0” se encuentra situado siempre debajo de todas las teclas.




Teclado numérico de un teléfono. El orden de los números va de arriba hacia abajo.


Teclado numérico de un ordenador. El orden de los números va de abajo hacia arriba.


Existen algunas explicaciones que tratan de aclarar por qué existen disposiciones diferentes de los números en ambos teclados. Una de ellas se refiere a que muchos años antes de existir los teléfonos de marcación por teclas o botones, existían ya las máquinas sumadoras mecánicas, cuyo teclado tenía una disposición similar a la que se continúa utilizando en el teclado numérico del ordenador.

El uso de esas máquinas mecánicas de suma y resta, aunque estaba poco extendido entre la población, si eran muy utilizadas por aquellas personas que llevaban las cuentas de una empresa (contables o contadores), así como de los empleados de los bancos, de muchos tipos de negocios y de entidades que requerían contabilizar diariamente grandes sumas de dinero. Por ese motivo, esos profesionales adquirieron una gran destreza y rapidez en el uso de ese tipo de teclado.

Cuando a finales de los años 50 del siglo pasado se comenzaron a introducir los teléfonos de marcado por teclas o botones (tonos) en sustitución de los antiguos de marcado por disco (pulsos), su incipiente tecnología aún no permitía que los números del teclado se pudieran marcar muy rápido, porque de esa forma se imposibilitaba establecer la comunicación con el número de teléfono deseado.

Bajo esas premisas y con el fin de dificultarle el marcado rápido a aquellas personas que tenían gran destreza en el manejo del teclado de las máquinas sumadoras, se decidió invertir el orden de los números en el teclado del teléfono. Con esa disposición se logró que el marcado fuera más lento, disminuyendo así los fallos que se producían al ejecutar una marcación rápida.

Otra explicación, que parece más razonable, es que en la década de los años 60 del siglo pasado, los laboratorios Bell de telefonía, de los Estados Unidos de Norteamérica, se dieron a la tarea de realizar una serie de estudios prácticos para determinar cuál era la disposición que debían adoptar las teclas de los teléfonos para hacer más cómodas la marcación a los usuarios.

Esos laboratorios, después de muchas pruebas prácticas, entre las que se encontraba un teclado formado por dos filas de cinco números cada una formando un círculo, decidieron adoptar, finalmente, el mismo tipo de teclado de tres filas con tres botones o teclas que utilizaban las máquinas sumadoras, pero colocando los números en orden inverso, o sea, comenzando por las teclas inferiores y terminando en las superiores.

De todas formas, aunque a estas alturas parezca increíble, realmente nadie puede aclarar a ciencia cierta la verdadera razón por la cual se adoptaron disposiciones diferentes para ambos teclados.


Google

 Ir al índice

 

 

 
     
     
       
     
       


| Página Inicio | Presentación | Aviso Legal | Mapa del Sitio | Prensa | FAQs | Contactar |  

www.asifunciona.com

                Resolución 800 x 600 píxeles

  Última actualización: abril de 2012